Reglas de Empeñamiento

04.03.2019

Las fuerzas militares/de seguridad cuando se empeñan, vale decir enfrentan a un enemigo/opositor/oponente, guían su accionar táctico por procedimientos que se conocen por el nombre genérico de “reglas de empeñamiento”.

Aún o mejor dicho, más aún, se las utiliza en tiempos de paz y no solo en tiempos de guerra.

Pues, es precisamente en la zona gris de los conflictos actuales. Los que medran entre la guerra y la paz, sin una clara distinción entre ambas situaciones, los que demanda una aplicación más compleja.

Las mismas se basan en el viejo principio jurídico de la legítima defensa. Aunque, pueden avanzar para responder a necesidades como el uso de la violencia mortal para lograr el cumplimiento de una misión determinada. O, aún, en el uso preemptivo de la misma.

En los últimos días, se han producido preocupantes episodios que evidencian la liviandad con la cual los ministerios de Seguridad y de Defensa se manejan respecto de este delicado tema.

Por ejemplo, se sabe que la FAA ha desplegado aviones desarmados para el control del tránsito aéreo irregular, en el marco del Operativo Fronteras.

Otro ejemplo, lo constituyó la incapacidad de un buque de la PNA para detener a un pesquero chino que pescaba ilegalmente en nuestra CEE.

Hasta donde podemos saber, esto no es atribuible a la impericia de los niveles tácticos de decisión. Por el contrario, todo indica que se trata de una grave negligencia en los niveles militar y nacional de la conducción de los medios empeñados.

Creemos que de persistir en esta actitud los efectos negativos serán graves y variados. Desde la innecesaria puesta en peligro de los deban aplicar estas particulares reglas de empeñamiento hasta la pérdida de respeto y de prestigio del país y de sus FFAA y FFSS.