Clinton propuso matar a Assange con un dron

Martes, 4 Octubre, 2016 - 12:00

Según documentos publicados el domingo por portal True Pundit, la candidata demócrata a la Casa Blanca, Hillary Clinton, propuso enviar un avión no tripulado para matar a Julian Assange cuando era secretaria del Departamento de Estado de EE.UU., y silenciar así al fundador de Wikileaks.

La entonces jefa de la Diplomacia estadounidense habría mantenido numerosas reuniones con varios de sus empleados para discutir el destino de Assange y acabar con su sitio digital, que planeaba publicar 250.000 cables gubernamentales secretos datados desde 1966 a 2010.

"¿No podemos sencillamente atacar con un dron a ese tipo?", se preguntó la actual candidata a la Casa Blanca, Hillary Clinton, durante una reunión, según una fuente del Departamento de Estado no identificada. La fuente añade que los funcionarios que estaban ese día en el despacho de Clinton no pudieron evitar reírse de la propuesta, aunque pronto quedó claro que ella hablaba en serio.

Julien Assange, perseguido por los EE.UU. por publicar en su página Wikileaks, 500.000 documentos clasificados sobre Irak y Afganistán, así como 250.000 comunicaciones diplomáticas desde el año 2010,  está actualmente en la embajada de Ecuador en Londres, capital británica, desde el 19 de junio de 2012, después de agotar todos los recursos en contra de su extradición a Suecia, donde es acusado de una presunta violación.

Desde hace varios meses, Assange ha avisado a los norteamericanos de que votar por Clinton es votar a favor de guerras "estúpidas e interminables". Además, Assange ha recordado el papel clave desempeñado por la ex secretaria de Estado de EE.UU. (2009-2013) en la invasión de Libia en 2011 y que dio luz verde a la invasión de Irak en 2003.

Assange asegura también tener pruebas de que Clinton armó a terroristas en Siria, incluidas la banda takfirí EIIL (Daesh, en árabe) y Al-Qaeda, y asegura que todavía tienen mucho material sobre la campaña de Clinton que pronto será revelado.

El fundador de Wikileaks pretende filtrar nuevos documentos sobre la campaña que, a su juicio, pueden tener un impacto "significativo" en los comicios que enfrentarán a Clinton con el candidato republicano, Donald Trump, el próximo 8 de noviembre.