Occidente

El desafío turco contra Occidente

20.05.2021

Turquía se ha convertido, durante estas dos décadas del siglo XXI, en una potencia regional muy influyente en todo el Medio Oriente. Este país tiene una población de 84 millones de personas, la cual es solo superada por Egipto. El PIB de Turquía alcanzó los $ 744 mil millones (lo que hace a este país la segunda economía más grande de toda la región después de Arabia Saudita). El ejército turco es el segundo ejército más grande de la OTAN después del ejército de los Estados Unidos y la posición geográfica y estratégica del Estado turco le proporciona un control privilegiado sobre las rutas más importantes que conectan a Europa con Asia. Además, Turquía ha creado bases militares en países como Irak, Siria, Qatar y Somalia. También ha construido una poderosa marina y está desarrollando una industria de alta tecnología junto con la tecnología nuclear. Se espera que el complejo militar-industrial turco cubra el 75% de las necesidades del ejército y llegue a generar ingresos por$ 10,3 mil millones al exportar sus armas a otras partes del mundo para el 2023.

 

La Europa que resiste

21.03.2021

Si un día Europa como civilización ya no existiese, las gentes del futuro que excaven en nuestras ruinas y habiten en éste nuestro suelo se pregunten: ¿Y cómo pudo suceder? ¿Cómo fue que éstos occidentales se dejaron caer por la pendiente de la molicie? Ellos, que un día dominaron el mundo y fueron maestros en la ciencia y en toda clase de invención, ellos que se mostraron campeones en la lucha por la igualdad en los sexos, razas y estamentos, después, en el ocaso de su día, se dejaron esclavizar y sobrepasar, abrieron de par en par las puertas de sus casas y fortalezas a su enemigo y, rebajándose, dejaron entrar al bárbaro ¿Cómo lo consintieron?

 

El misterio del Covid-19: Con ello vendrá el fin del mundo

27.12.2020

A mediados de la década de 1970, fue miembro del llamado "Círculo Yuzhinsky", un club moscovita de literatura y ocultismo que tenía un carácter informal, en el que colaboró estrechamente con Geidar Dzhemal. A mediados de la década de 1990 hizo parte del NBP junto con Eduard Limonov y fue uno de los líderes e ideólogos de este partido, pero a principios de la década del 2000 dejó el campo de la oposición y pasó a unirse a las filas de los pensadores que eran fieles a las autoridades.

La voz sin retorno para el horizonte

10.11.2020

Es muy difícil hablar de Evgeny Golovin. Sobre todo, dirigiéndose al público en general, y diez años después de que desapareció más allá de un horizonte inaccesible para nosotros. Es difícil, en primer lugar, porque lo más importante e inexplicable fue ese aterrador torbellino que lo atravesó y que desembocó en el mundo que nos es familiar. Este torbellino, destructivo para nuestro mundo y para aquellos capturados por él, al mismo tiempo reveló una dimensión nostálgica fascinante, provocando una angustia metafísica abrumadora. Se hizo imposible sentarse en las órbitas y ritmos habituales: desayuno, un paseo, luego un estudio, un libro por la noche, una esposa...

 

La batalla por el cosmos en la filosofía eurasianista

02.11.2020

Los euroasiáticos nunca fueron materialistas. En este punto se encontraron en oposición a las principales tendencias de la ciencia moderna. Al mismo tiempo, sin embargo, para ellos era importante no simplemente afirmar la prioridad de los elementos y principios eternos - de ahí la principal tesis euroasiática sobre la ideocracia, la idea dominante, el gobierno de las ideas - sino insistir en que el mundo entero y toda la realidad, desde la política a la economía y desde la religión a la ciencia, esté impregnada de ideas. Petr Savitsky insistió en el concepto de "desarrollo de lugar" o "topogénesis" (mestorazvitie). El “desarrollo de lugar” es la conjunción del espacio físico y la continuidad de significados históricos, semántica y eventos. El territorio está indisolublemente ligado a la historia, y la historia, a su vez, es una continuidad de ideas que revela una imagen única de eternidad monumental que se despliega a través de la humanidad y sobre su camino espiritual a través del tiempo.

 

Claves identitarias en la crisis de Bielorrusia

07.09.2020

Lukashenko quiso ser considerado el padre (Batka) de la nación bielorrusa moderna tras el colapso de la URSS. Aprovechando el caos económico y político de los primeros años de transición, y ante un primer gobierno nacionalista cercano a sus vecinos lituanos y polacos, consiguió amplio apoyo popular para reconducir al país hacia un camino totalmente diferente: eliminación de los símbolos de la inmediata independencia (que había retomado la bandera de laRepública popular de 1918, con los colores rojo y blanco y el escudo de armas de Pahonia, ligada a la heráldica de la Confederación Polaco-Lituana), recuperación o actualización de parte del legado soviético (desde la nueva enseña nacional a viejos monumentos o al mismo nombre de la KGB), amplia defensa del aparato industrial local (donde Lukashenko había destacado como eficaz gestor agrícola de un Koljoz), sanción de la cooficialidad del idioma ruso en el país (siendo  rusófono él mismo Lukashenko), y reeestablecimiento de relaciones privilegiadas con su “gran hermano” del Kremlin,

 

Putin no cayó en el truco de Grodno de Lukashenko

02.09.2020

La afirmación totalmente especulativa de Lukashenko la semana pasada sobre la supuesta intención de Polonia de anexar la región de Grodno en Bielorrusia no fue más que un intento de engañar a Putin para que "hiciera una Crimea" forzándolo a cumplir con las obligaciones de defensa mutua de la Organización del Tratado de Seguridad Colectiva de Rusia con su socio del "Estado de la Unión" ante esta hipotética amenaza extranjera, que era una artimaña en la que el líder ruso era demasiado sabio para caer.